La Familia Llanos de Nancagua

Hace un tiempo atrás me puse a estudiar esta familia para ver si podía entroncar a uno de mis 5º abuelos, don José Llanos, quien fue casado con doña María Lira en San Fernando y abuelo del reconocido pintor chileno, Ricardo Valenzuela Llanos.

En su partida de matrimonio se señalaba que era natural de Nancagua. Para indagar mas fui directamente a las fuentes eclesiásticas y notariales de este lugar y logre armar a una sola familia que llevaba este apellido con la cual, de cierta forma, logre relacionar a mi pariente.

Si bien la genealogía no es muy extensa me gustaría compartirla.

1. Don Julián Llanos y Doña Antonia Cortés

Son los iniciadores de este apellido en Nancagua, todas las ramas que encontré investigando este apellido en esta doctrina confluyen en esta pareja de la cual (al día de hoy) no tengo mayores antecedentes, solo que aparecen mencionados en matrimonios y testamentos de algunos de sus hijos; estos de casta española, a quienes sus padres les heredaron tierras en el Valle de Manantiales, cercano a Nancagua donde esta familia se asentó y propagó.

Julián Llanos y Antonia Cortés

Mención de don Julián Llanos y doña Antonia Cortés en el testamento de su hijo don José Llanos.

De los Llanos encontrados tengo la certeza que son hijos de este matrimonio: José, Francisco, Gil, Ubalda, Margarita, María, Isidora, Genoveva y Candida. A la mayoría de ellos les encontré descendencia, tanto hijos legítimos como naturales, esto declarado en testamentos y en documentos eclesiásticos.

Tengo la impresión de que era una familia de clase social media-alta, casi siempre nombrados  con el tratamiento de “don” o “doña”, que para la época representaba una expresión de respeto, cortesía o distinción social. Dueños de algunas cuadras en la zona de Manantiales, dedicados económicamente a la ganadería y a labrar la tierra.

Es así como a uno de los hijos de don Julián, específicamente don José Llanos Cortés, lo encuentro catalogado como “caballero” en el padrón de vecinos de la Placilla de Nancagua de 1786, con 4 hijos y de ejercicio labrador 1).

1.1 Don José Llanos Cortés

Sin lugar a dudas uno de los que mayor información dejó. Casado el 6 de abril de 1780 con Angelina, Angelita o Ángeles Bascuñán, nombrada en este matrimonio como Ángeles Herrera, hija natural de Josefa Herrera 2).

Sobre Josefa suegra de José, sabemos por su testamento otorgado en Manantiales en 1803, que fue hija legítima de don Matías Bascuñán y doña Antonia Herrera, que fue casada con don Gabriel Cortés y de cuyo matrimonio tuvo solo un hijo llamado Juan Antonio. Que además tuvo 3 hijas naturales; Eusebia, María y la referida Angelita a quien mejoró con tres cuadras y dos tercios de tierras 3). Finalmente falleció el 30 de agosto de 1803 4).

Don José enviudó de Ángeles el 1 de marzo de 1821 5) con quien alcanzó a tener 10 hijos legítimos. Algunos de estos hijos aparecen registrados en las partidas de bautismo como Llanos Espinoza, tercer apellido utilizado por Ángeles, lo que podría dar una pista sobre su origen paterno.

En su testamento otorgado el 28 de mayo de 1821 6) declara que su ya finada mujer, entró al matrimonio con 16 cabezas de ganado lanar y 10 cabezas de ganado cabrío, una yegua chúcara con un potrillo al pie. Además declara haber heredado de sus padres una suerte de tierras que consta de tres cuadras con todo lo edificado y plantado en ellas y de poseer otros terrenos en la “Posesión de la Rinconada” que compró a Zenón Correa y sus hermanos.

En el mismo documento declaró como sus hijos legítimos a; Pedro, Francisca, María, Cornelia, Andrea, Cipriana, Juan, Germán, Severino y José.

Mucho tiempo después de haber otorgado aquel testamento, el 3 de junio de 1852, según el registro a la supuesta edad de 120 años, José Llanos fue sepultado en Nancagua 7).

1.1.1 Pedro Llanos Bascuñán

Natural de Nancagua, casado el 15 de mayo de 1801 con Cayetana Bustamante, hija de Simón Bustamante y de Rosa Morales 8). Falleció el 5 de octubre de 1836 a la supuesta edad de 60 años, no testo 9). Con Sucesión.

1.1.2 Francisca Llanos Bascuñán

Tuvo una hija natural llamada Dolores Llanos, casada en 1818 con Jacinto Bascuñán hijo legítimo de Antonio Bascuñán y de Rosa García 10). Probablemente la misma Dolores en 1821 se vuelve a casar esta vez con Pascual Carrasco, donde se declara que es hija de padres no conocidos 11).

1.1.3 María Llanos Bascuñán

Fue bautizada el 22 de septiembre de 1791 a la edad de 6 años como María Antonia Llanos Espinoza 12).

El 3 de septiembre de 1823 en Manantiales recibió una donación por parte de su padre don José Llanos, agradecido por los servicios y préstamos de dinero que ella le había facilitado con los cuales había logrado comprar varios terrenos. Esta donación consistió en dos cuadras de tierras, su casa de teja, cocina de paja, un parral en el patio y los demás árboles que estaban separados de la arboleda 13). Este terreno es el mismo que su padre declaraba poseer en su testamento de 1821 el cual había comprado al ya difunto Zenón Correa.

María testó en dos oportunidades, la primera en 1833 14) y la segunda en 1835 15), en ambos declara haber sido casada en primeras nupcias con Pascual Herrera, de cuyo matrimonio tuvo a Teresa Herrera. Luego fue casada en segundas nupcias con José Molina de cuyo matrimonio procrearon a José María Molina.

En sus testamentos declara como hijos naturales a Tomás, María Josefa, ambos hermanos de padre, a José y Andrea Llanos.

Su hija Teresa, fue bautizada en agosto de 1805 16) y casada el 12 de febrero de 1832 con su tío Martín Llanos Chacón hijo legítimo de Francisco Llanos y Clara Chacón 17).

Podría ser uno de sus hijos naturales, don José Llanos (mi 5º abuelo) que se casó con doña María Lira en San Fernando el 7 de septiembre de 1843 18) quienes fueron padres de Ambrosina, Florencia, Gertrudis y Simodocia, quienes a su vez tienen descendencia en las familias De la Cuadra Llanos, Valenzuela Llanos y Ríos Llanos. Don José falleció repentinamente a la corta edad de 32 años el 18 de diciembre de 1852, en su partida de defunción, se le declara como hijo natural de doña María Llanos 19).

1.1.4 Andrea Llanos Bascuñán

Bautizada el 27 de marzo de 1801 a la edad de 4 años 20). Fallecida en Nancagua el 27 de enero de 1891, según registro a la supuesta edad de 85 años, viuda de Jacinto Ávila 21).

Según su testamento declara haber tenido 4 hijos, Cornelio, José Miguel, Carmela y otro que no recuerda, todos muertos en la infancia. Declara por sus bienes un terreno en Manantiales de extensión de 2 cuadras con lo edificado y plantado. Instituye como único heredero a su sobrino Santiago Llanos, hijo de su hermano José y de Rafaela Salas 22).

1.1.5 Cipriana Llanos Bascuñán

Bautizada en Nancagua el 4 de mayo de 1799 como Cipriana Josefa a la edad de 6 años 23). Casada el 19 de noviembre de 1818 con Justo Chavarría, hijo legítimo de Antonio Chavarría y Silvana Cáceres 24).

1.1.6 Juan Llanos Bascuñán

En el testamento de su hermana María se declara que le debe una yegua.

1.1.7 Germán Llanos Bascuñán

En 1833, junto a su hermano Pedro es nombrado como albacea testamentario de su hermana María. Fallece el 21 de marzo de 1839, según registro a la edad de 40 años 25).

1.1.8 Severino Llanos Bascuñán

Bautizado en Nancagua el 4 de mayo de 1799 como Severino José a la edad de 9 años 26). Sepultado el 3 de octubre de 1873 en el cementerio General de Santiago a la supuesta edad de 84 años, falleció en el curato de San Isidro 27).

1.1.9 José Llanos Bascuñán

Bautizado el 27 de marzo de 1801 a la edad de 5 años 28), Casado con Rafaela Salas, padre de Santiago Llanos.

1.2 Don Francisco Llanos Cortés

Otorgo su testamento ante José Antonio Jaramillo el 28 de junio de 1841, donde declaró haber sido casado con doña Clara Chacón de cuyo matrimonio nacieron Manuel, Martín, Jacinto, Santos, Micaela y Paz Llanos. Además reconoció dos hijos naturales; Matías y José María Llanos 29).

Fue sepultado en el panteón de Nancagua el 5 de julio del mismo año, falleció de más de ochenta años según registro, ya viudo de doña Clara 30).

1.2.1 don Manuel Llanos Chacón

Manuel quien al momento de testar su padre en 1841 ya había fallecido, fue casado con Petronila Zárate, con quien alcanzo a tener solo un hijo, Ramón Llanos Zárate. Doña Petronila se casó en segundas nupcias con Calisto Moya, con quien tuvo a su segundo hijo, llamado Gregorio Moya 31).

Gregorio, como albacea de su finada madre doña Petronila Zárate, demanda a la testamentaria de don José Llanos (mi 5º abuelo, mencionado en la demanda como sobrino de doña Petronila), representada por doña María Lira, viuda de Llanos por un tema económico… 32).

1.2.2 Don Martín Llanos Chacón

Casado con su antes mencionada sobrina Teresa Herrera, hija de María Llanos 33).

1.2.3 Don Jacinto Llanos Chacón

Casado con Nieves Farfán fallecida en Nancagua en febrero de 1852 34), con quien tuvo sucesión.

1.2.4 don Santos Llanos Chacón

Según posesión efectiva inscrita el 11 de enero de 1883 sabemos que sus herederos fueron sus sobrinos don Ramón, don Francisco, don Celestino, doña Ignacia, doña Gabriela y doña Carmen Llanos, doña Domitila y don Gregorio Larrea 35).

1.2.5 Micaela Llanos Chacón

Casada con José Antonio Moya, fallecida el 21 de enero de 1831 a la edad aproximada de 30 años. Sin sucesión 36).

1.3 Don Gil de los Llanos Cortés

Fue sepultado en el panteón de la Iglesia Parroquial de Nancagua el 10 de febrero de 1841 a la edad aproximada de 79 años 37). En su testamento declaró no haber sido casado en ningún tiempo y que fue albacea de su hermana Isidora Llanos quien falleció dejando dos hijos José Molina y María Llanos 38). Don Gil crió como hija propia a María a quien le heredo la mayoría de sus bienes. Por último, se agrega al final del documento que por un olvido  no declaró a sus tres hijos naturales: Polinardo, Juan, y Mercedes González.

1.4 Isidora Llanos Cortés

Fallece el 18 de febrero de 1809, aproximadamente a los 36 años de edad, en ese momento casada con Juan José Arenas 39). Dio poder para testar a su hermano Gil Llanos. Tuvo 2 hijos, José Molina y María Llanos, hija natural, criada por su tío Gil quien muere al mes siguiente de su tío.

1.5 Genoveva Llanos Cortés

En 1847 junto con su hermano José y sus sobrinos Martín Llanos, Jacinto Llanos y Tránsito Martínez Llanos otorgan un poder a don José Antonio Jaramillo para que en nombre de ellos demande para los otorgantes los bienes que quedaron por el fallecimiento de su hermano don Gil Llanos.

Fue casada con Dionisio Salgado con quien tuvo al menos una hija, Ana Salgado, quien se casó en 1818  con Santiago Díaz 40).

1.6 María Llanos Cortés

Casada en la Iglesia Parroquial el 4 de diciembre de 1874 con Antonio Martínez, hijo legítimo de Francisco Martínez y Mercedes Ibarra 41). Fueron padres de Bruna y Tránsito Martínez Llanos, ambos bautizados en marzo de 1786 42). Tránsito fue casado con Mercedes López con quien tuvo varios hijos legítimos 43).

1.7 Ubalda Llanos Cortés

Ubalda, también es un personaje interesante que nos deja bastante información. Casada el 8 de enero de 1785 con José Ibarra, hijo natural de Matías Ibarra y Josefa Quezada. Este matrimonio tenía impedimento de consanguinidad en 4º grado puro, o sea tenían tatarabuelos en común 44) una buena pista para investigar más a la familia.

Testó en 2 ocasiones; en 1833 45) y 1837 46), donde declara que con su primer marido, don Jose Ibarra, no tuvo hijo alguno. Se casó en segundas nupcias con don José de la Arriagada, a quien culpa de haberla dejado en una extrema pobreza. Tampoco tuvo sucesión con  su segundo marido.

Le dejó a su sobrina María Llanos, la que crió su hermano Gil, la finquita de abajo, la cual heredo de sus padres, compuesta de tres cuadras de tierras. A su hermana Genoveva $12, a Santiago Bustamante $6 y a los hijos de Antonia Salgado también $6.

En Manantiales a 24 de noviembre de 1843 le hace una donación a Jacinto Ávila, en ese momento su apoderado, a quien desea compensar por sus buenos servicios y por haberse hecho cargo de sus bienes y sus labores de campo. Es así como le entrega todo su patrimonio tanto rústico como urbano para que disponga de ellos 47).

El 24 de diciembre de 1844 es sepultada en el panteón de la iglesia según el registro a la edad de 69 años 48).

1.8 Margarita llanos Cortés

Casada el 5 de febrero de 1786 con Santiago Valenzuela, hijo legítimo de Juan José Valenzuela y de Josefa Cabrera. Viuda de Marcos Ávila 49).

Madre de Miguel Llanos, su hijo natural, casado  en noviembre de 1803 con Mercedes Cruz, hija legítima de Fernando Cruz y de Agustina Olivo 50). Miguel declara en su testamento 51) otorgado en 1832 que tras 29 años de casados no tuvo ningún hijo.

1.9 CÁNDIDA llanos Cortés

Sepultada el 12 de abril de 1836 en el panteón de Nancagua, a la edad aproximada de 60 años casada con Jacinto 52).

Para concluir

Espero poder continuar con los orígenes de don Julián y doña Antonia, si bien está claro que ellos estuvieron asentados en la zona de Nancagua, Manantiales, no hay registros de ellos en la parroquia del lugar. Seguramente hay que continuar la búsqueda en la parroquia de Chimbarongo o en alguna otra de la diócesis de Rancagua.

Notas

Notas
1 Archivo Nacional, Fondos Varios, Volumen 452 Foja 185v
2 Iglesia Católica, Matrimonios de Nancagua, Libro 1 Foja 59
3 Archivo Nacional, Notarios San Fernando, Volumen 74 Foja 199
4 Iglesia Católica, Defunciones de Nancagua, Libro 1 Foja 253v
5 Iglesia Católica, Defunciones de Nancagua, Libro 2 Foja 74
6 Archivo Nacional, Notarios San Fernando, Volumen 39 Foja 84
7 Iglesia Católica, Defunciones de Nancagua, Libro 4 Foja 31v
8 Iglesia Católica, Matrimonios de Nancagua, Libro 1 Foja 182v
9 Iglesia Católica, Defunciones de Nancagua, Libro 3 Foja 21
10 Iglesia Católica, Matrimonios de Nancagua, Libro 2 Foja 88v
11 Iglesia Católica, Matrimonios de Nancagua, Libro 2 Foja 126
12 Iglesia Católica, Bautizos de Nancagua, Libro 1 Foja 407
13 Archivo Nacional, Notarios San Fernando, Volumen 75 Foja 147
14 Archivo Nacional, Notarios San Fernando, Volumen 75 Foja 289
15 Archivo Nacional, Notarios San Fernando, Volumen 48 Foja 111
16 Iglesia Católica, Bautizos de Nancagua, Libro 1 Foja 499
17, 33 Iglesia Católica, Matrimonios de Nancagua, Libro 2 Foja 191
18 Iglesia Católica, Matrimonios de San Fernando, Libro 3 Foja 271
19 Iglesia Católica, Matrimonios de San Fernando, Libro 5 Foja 56v
20, 28 Iglesia Católica, Bautizos de Nancagua, Libro 1 Foja 461
21 Iglesia Católica, Defunciones de Nancagua, Libro 9 Foja 734
22 Archivo Nacional, Conservador de Bienes Raíces, San Fernando, Volumen 13 Foja 80v
23, 26 Iglesia Católica, Bautizos de Nancagua, Libro 1 Foja 456
24 Iglesia Católica, Matrimonios de Nancagua, Libro 2 Foja 98
25 Iglesia Católica, Defunciones de Nancagua, Libro 3 Foja 43
27 Cementerio General de Santiago, Registro de Sepultados, Libro 7 Foja 230
29 Archivo Nacional, Notarios San Fernando, Volumen 47 Foja 100
30 Iglesia Católica, Defunciones de Nancagua, Libro 3 Foja 68
31 Archivo Nacional, Notarios San Fernando, Volumen 39 Foja 36
32 Gaceta de los Tribunales, 1864, pag. 513
34 Iglesia Católica, Defunciones de Nancagua, Libro 4 Foja 27
35 Archivo Nacional, Conservador de Bienes Raíces, San Fernando, Volumen 6 Foja 3
36 Iglesia Católica, Defunciones de Nancagua, Libro 2 Foja 110v
37 Iglesia Católica, Defunciones de Nancagua, Libro 3 Foja 67
38 Archivo Nacional, Notarios San Fernando, Volumen 86 Foja 210
39 Iglesia Católica, Defunciones de Nancagua, Libro 1 Foja 284
40 Iglesia Católica, Matrimonios de Nancagua, Libro 2 Foja 94
41, 44 Iglesia Católica, Matrimonios de Nancagua, Libro 1 Foja 95v
42 Iglesia Católica, Bautizos de Nancagua, Libro 1 Foja 351v
43 Archivo Nacional, Notarios San Fernando, Volumen 86 Foja 183
45 Archivo Nacional, Notarios San Fernando, Volumen 39 Foja 13
46 Archivo Nacional, Notarios San Fernando, Volumen 76 Foja 101
47 Archivo Nacional, Notarios San Fernando, Volumen 86 Foja 252
48 Iglesia Católica, Defunciones de Nancagua, Libro 3 Foja 166
49 Iglesia Católica, Matrimonios de Nancagua, Libro 1 Foja 106
50 Iglesia Católica, Matrimonios de Nancagua, Libro 1 Foja 194
51 Archivo Nacional, Notarios San Fernando, Volumen 105 Foja 213
52 Iglesia Católica, Defunciones de Nancagua, Libro 3 Foja 16

Recuerdo de Valparaíso

Hace un par de años, “googleando” información sobre Ludomilia Sotomayor Larrañaga, una de mis  cuartas abuelas por lado materno, me encontré con unas partituras de un valse antiguo, del siglo XIX, llamado “Recuerdo de Valparaíso”. Estas partituras, que se pueden revisar en este enlace 1), mencionan lo siguiente:

Valse compuesto y dedicado a la señorita Luisa Cecilia Gachot. Por su discípula y amiga Ludomilia Sotomayor“.

En ese momento este descubrimiento me pareció súper interesante y  claro la curiosidad y las ganas de saber más sobre el tema me invadieron. Lo primero que hice, pensando en que pudiese ser un caso de homonimia 2), fue plantearme la siguiente pregunta: ¿Será la compositora de este valse  la misma persona de quien buscaba información? La respuesta evidentemente es sí, sino no habría escrito este artículo… pero antes de presentar  las evidencias que vinculan a la Ludomilia compositora con mi cuarta abuela  les contaré un poco sobre ella.

 

CONOZCAMOS a Ludomilia Sotomayor Larrañaga

Ludomilia nació el 22 de mayo de 1850 en Valparaíso y fue bautizada en la parroquia de los Doce Apóstoles de la misma ciudad. Hija legítima de José Santos Sotomayor Doria y de Sinforosa Larrañaga Cordero, era la segunda de diez hijos. No tengo muchos antecedentes como para establecer que tipo de familia eran, pero a mi parecer eran una familia  con un buen pasar.

El 7 de octubre de 1872 contrajo matrimonio en la misma iglesia en la que había sido bautizada con Nicasio Fermín Molina Gacitúa, natural de Magallanes, vecino de Valparaíso. Hijo legítimo de José Manuel Molina y de Emilia Gacitua.  Nicasio era el segundo de dos hijos, descendiente de una familia con tradición militar, sus dos abuelos habían sido sargentos mayores del ejército, su padre aunque había fallecido a corta edad llego a ser capitán  y su hermano Francisco Javier Molina Gacitúa, fue  contraalmirante de la Armada de Chile.

Ludomilia y Nicacio tuvieron dos hijos, Manuel, quien falleció joven a la edad de 22 años y mi tatarabuela María Estela Molina Sotomayor, nacida el 15 de noviembre de 1876 en Valparaíso.

Finalmente, murió muy joven en San Felipe el 7 de noviembre de 1878, a la edad de 28 años. En menos de 6 años se había casado, sido madre y fallecido.

Ludomilia Sotomayor (1850-1878)

las Mujeres y la MÚSICA en el siglo XIX

Para tratar de darle un contexto histórico-social a este post y a la historia de Ludomilia me puse a buscar información y me encontré con un ensayo 3) muy interesante que analiza justamente a las mujeres de la época y su afición por la música, de donde extraigo y expongo algunas ideas:

En la segunda mitad del siglo XIX existía un sistema de educación que priorizaba la enseñanza de la lectura y la escritura, la enseñanza artística era secundaria y los que tenían más acceso a ella era la élite, generalmente los hombres se iban por el lado del dibujo y las mujeres por la música.

Los estratos sociales más altos tenían acceso  a objetos importados  como instrumentos, partituras y manuales. Además, de poseer los recursos para poder pagar a maestros que los instruían en la práctica y lectura de la música escrita.

La sociedad, gracias a la masificación de la educación, tenía acceso al consumo de la literatura mediante las publicaciones periódicas, como diarios, revistas y semanarios. Estas publicaciones estaban orientadas al público femenino, quienes podían encontrar en ellas novelas, folletines y partituras de música de salón.

Las mujeres practicaban la música de manera “aficionada”  en la intimidad de su hogar para el agrado de su familia y de su propio goce. El aprendizaje comenzaba de manera autodidacta en su casa y luego bajo la supervisión de un profesor de quien aprendían canto, piano, armonía y composición.

Esto produjo que un elevado número de pianistas amateurs,  algunas bastante talentosas se sintieran motivadas para mostrar sus aptitudes musicales, llegando algunas de ellas a editar y publicar algunas de sus creaciones.

En algunos casos las composiciones estaban destinadas a ser exhibidas en privado, posiblemente, con sus más cercanos, ligados por lazos de parentesco y amistad.

Saber componer y tocar música, además de ser un símbolo de distinción y ser un medio de esparcimiento para las mujeres, les permitía animar y participar activamente de veladas familiares y de tertulias. Dentro de ese contexto, la práctica musical constituyó un medio de expresión “autorizado” para las damas de la época.

Tertulia

“Una Tertulia en 1840” por Claudio Gay

La dedicatoria

Después de este resumido contexto histórico-social que nos sirve para imaginarnos eventualmente como fue que Ludomilia se interesó y se desenvolvió en este tema, les expongo qué fue lo que finalmente me permitió confirmar que mi antepasada era compositora de música; y esto fue el hallazgo en otra fuente 4) donde se la reconocía nuevamente como autora de otra pieza, titulada “El Regreso” pero esta vez con una dedicatoria a un familiar el cual mencioné anteriormente:

El Ruiseñor 5) N°3, domingo 16 de mayo de 1875. “El Regreso”. Cuadrillas para piano por Ludomilia Sotomayor de Molinas. “A mi hermano político, Francisco Javier Molinas Gacitúa“.

Ya con la seguridad y la confirmación de que las aptitudes musicales pertenecían a mi trastatarabuela, habilidades que claramente yo no heredé, quería a como dé lugar escuchar este valse, así es que contraté a un pianista para que interpretara las partituras y me las grabara.

Así que para concluir este post, el cual espero les haya gustado, los invito a relajarse e imaginarse en una tertulia en Valparaíso por el año 1875 y a escuchar esta hermosa melodía:

Valse “Recuerdo de Valparaíso”, compuesto por Ludomilia Sotomayor Larrañaga

Notas

Notas
1 Partituras de la antigua Casa Amarilla de Valparaíso, Sistema de Biblioteca Pontificia Universidad Católica de Valparaíso.
2 La homonimia es definida como la similitud de nombres y apellidos entre personas.
3 Fernanda Vera Malhue, La composición musical de mujeres de élite durante la segunda mitad del siglo XIX en Chile. Escena, Revista de las Artes, Volumen 79, N°2, 2020
4 Eugenio Pereira Salas, Biobibliográfia Musical de Chile Desde los Orígenes a 1886, Ediciones de la Universidad de Chile, Santiago, 1978, pág. 111.
5 El Ruiseñor era un Periódico puramente musical de todos los domingos, del cual aparecieron 5 números en Valparaíso el año 1875.
Illapel, año 1895

Los O’Ryan de Illapel

En el post anterior les conté sobre Don Santiago Vincenti O’Ryan, quien fuera uno de los primeros O’Ryan que vino a Chile dejando una vasta descendencia. Pues una de las ramas de este linaje, la encontramos en la zona norte del país, específicamente en Illapel, lugar donde  Don Santiago, junto a su esposa Marcelina Guerra, se establecieron  por un periodo importante de sus vidas y sembraron las primeras semillas de su árbol genealógico.

Plano de la villa San Rafael de Rozas, Illapel, 1790

Siempre me ha dado curiosidad saber cuál es el parentesco que tengo con los O’Ryan de Illapel, siendo esta localidad, la supuesta cuna del apellido en nuestro país. Si revisan algún padrón electoral  publicado por el Servel, se podrán dar cuenta que hay varias familias establecidas por el sector, a pesar de que Don Santiago se mudó con toda su familia a la capital el año 1804, cuando fue nombrado contador de la Real Casa de Moneda.

Pero, alguno de sus hijos se tuvo que haber quedado por la zona… quizás más de alguno… administrando sus minas, sus propiedades etc… Es por eso que me formulé la siguiente pregunta: ¿Serán estas familias establecidas hoy en día en Illapel descendientes de Don Santiago y se ha mantenido generación tras generación desde  que era alcalde de esta Villa, a finales del siglo XVIII? … ¿O provienen de otra rama que volvió a habitar la zona tras algún tiempo?…

Fue así como me aventuré a indagar un poco más sobre esta rama de la familia con la expectativa de que entroncaría con su fundador…

Debo aclarar que  el resultado de esta investigación, por ahora, es solo una teoría, ya que por la situación de pandemia, no es posible verificar y buscar mayor información en terreno, sin embargo creo haber recolectado suficientes pistas con los recursos disponibles en Internet, que insinúan un resultado, quizás no concluyente, pero de cierta forma convincente… las cuales expongo a continuación.

La Familia O’Ryan Stanhope

Después de investigar a todos los Illapelinos de apellido O’Ryan que figuraban en el padrón electoral y hacer sus respectivos árboles genealógicos, la gran mayoría, por no decir casi todos, convergen en miembros de esta familia de mineros presentes en la zona entre fines del siglo XIX a principios del siglo XX, compuestos por los siguientes integrantes:

I. Don Vicente O’Ryan, el patriarca de esta familia, de quien encontramos, entre otros documentos, su partida de defunción de donde extrajimos la siguiente información:
Falleció el 25 de enero de 1891, en Illapel a la edad aproximada de 58 años, de profesión minero, hijo de María O’Ryan. Casado con Mercedes Stanhope Villarroel,1) quien el 21 de noviembre de 1902 solicita en el conservador de Bienes Raíces de Illapel la posesión efectiva de la herencia quedada al fallecimiento de su marido, para ella y sus menores hijos, Atilia, Solentina, Eduvina y Orlando.2)

Registro de defunción de Vicente O'Ryan.

Registro de defunción de Vicente O’Ryan.

Este matrimonio debió haber tenido muchos más hijos, pero solo encontré información sobre los siguientes:

  1. Olimpia O’Ryan Stanhope casada en Illapel el 07 de julio de 1890 a la edad de 25 años con Nicanor Cortes Galleguillos,3) con sucesión.
  2. Benigno O’Ryan Stanhope minero, casado en Illapel el 28 de noviembre de 1892 a la edad de 24 años con Carmen Díaz Saavedra,4) y tuvieron por hijos a:
    a. Amalia O’Ryan Díaz, nacida el 31 de octubre de 1893, en Illapel.
    b. Laura de Mercedes O’Ryan Díaz, nacida el 01 de noviembre de 1897 en Illapel casada con Roberto Antonio Cortes O’Ryan su primo.
    c. Carlos Roque O’Ryan Díaz, nacido el 25 de octubre de 1895 en Illapel.
    d. Delia del Carmen O’Ryan Díaz, nacida el de 18 marzo 1900 en Illapel, casada con Oscar Barraza, con sucesión.
    e. Deofelia O’Ryan Díaz, nacida el 09 de abril de 1902 en Illapel.
    f. Ofelia O’Ryan Díaz, (puede ser la misma Deofelia) casada con Nicanor Cortes O’Ryan, su primo.
  3. Delfín O’Ryan Stanhope minero, casado en Illapel el 26 de abril 1897 a la edad de 26 años con Ana Mercedes Díaz,5) que tuvieron por hijos a:
    a. Delfín Segundo O’Ryan Díaz, nacido el 13 de mayo de 1903 en Illapel.
    b. Vitormina O’Ryan Díaz, nacida el 09 de abril de 1900 en Illapel.
    c. Rosa Elvira O’Ryan Díaz, nacida el 30 de agosto de 1897 en Illapel.
    d. Manuel O’Ryan nacido el 04 marzo de 1919 en Illapel. Fallecido el 08 de septiembre de 1991 en el Hospital de Illapel (Según su certificado de nacimiento es hijo de Delfín O’Ryan, no se menciona a su madre por lo que podría ser hijo natural. También hay posibilidades que el padre sea Delfín Segundo). Casado con Virginia Del Rosario Antiquera Santos el 02 de julio de 1955 en Illapel, con sucesión.
  4. Manuel Antonio O’Ryan Stanhope minero, falleció en Illapel soltero el 03 de marzo de 1898 a la edad de 24 años.6)
  5. Floridor O’Ryan Stanhope minero, falleció en Illapel soltero a la edad de 26 años el 20 de abril de 1901.7)
  6. Cipriano O’Ryan Stanhope fallecido el 27 de septiembre de 1905 en Mejillones, a la edad de 27 años, casado con Sara Ibar.8)
  7. Eduvina O’Ryan Stanhope nacida el 20 de julio de 1886 en Los Hornos, Illapel.9)
  8. Luis Orlando O’Ryan Stanhope nacido el 14 de diciembre de 1888 en Illapel.10)
    Casado con Petronila Núñez, con descendencia:
    a. Delia Del Rosario O’Ryan Núñez, nacida el 28 de noviembre de 1932 en Illapel, casada con Rudelindo Del Carmen Cofre Gallardo el 14 de abril de 1953 en Illapel, con sucesión.
  9. Florencio O’Ryan Stanhope casado con Juana del Carmen Antiquera, con descendencia
    a. Juan Andrés O’Ryan Antiquera, nacido el 30 de noviembre de 1930 en Illapel.
    b. María Rosa O’Ryan Antiquera, nacida el 16 de noviembre de 1929 en Illapel.
    c. Blanca Elba O’Ryan Antiquera, nacida el 16 de abril de 1923 en Illapel. Casada con Juan Manuel Ahumada Contreras, con descendencia.
  10. Atilia O’Ryan Stanhope nombrada en la posesión efectiva de la herencia de su padre  que solicita su madre.
  11. Solentina O’Ryan Stanhope nombrada en la misma posesión efectiva que su hermana Atilia.

TEORÍAS sobre el Entronque con los O’Ryan Guerra

Como vimos anteriormente, en la información de la partida de defunción de Don Vicente O’Ryan, solo se menciona a su madre, María O’Ryan, lo que podría significar que haya sido hijo natural de la misma y  que, en teoría, no tuviese un padre presente, adoptando el apellido de su madre.

Buscando más antecedentes de la vida de Don Vicente, encontré en el Conservador de Bienes Raíces una manifestación de descubrimiento de una mina, donde menciona a su socio Juan Villarroel O’Ryan, quien por alcance de apellidos debía ser pariente (Esta pista toma relevancia a partir del siguiente descubrimiento).

Manifestación de descubrimiento de una mina, de Don Vicente O’Ryan por si y a nombre de su socio, Don Juan Villarroel O’Ryan.

Fue así como finalmente encontré la partida de defunción de Doña María O’Ryan Castillo, la cual decía que había fallecido el 09 de marzo de 1892, a la edad de 78 años (edad que calza para ser la candidata a progenitora de nuestro Vicente), viuda de Don Juan Villarroel, domiciliada en Los Hornos, Illapel. Y fíjense quien hizo el trámite de inscripción del fallecimiento… su hijo Juan Villarroel O’Ryan… sí! El mismo socio de Vicente O’Ryan quien además quizás era su hermano.

Bingo! Si esta María no es la misma madre… le pega en el palo.

Registro de defunción de María O'Ryan Castillo.

Registro de defunción de María O’Ryan Castillo.

Según mi teoría… es posible que Vicente hubiese sido medio hermano de Juan, pudiendo ser hijo solamente de Doña María, quien hipotéticamente se hubiera casado posteriormente  teniendo más hijos. O… la otra alternativa es que Vicente y Juan sean hermanos de padre y madre y que Vicente haya decidido por alguna razón utilizar el apellido de su madre, algo que no era tan inusual para la época.

Bueno… sigamos avanzando… además en este registro de defunción, aparecen los padres de Doña María,  Don Joaquín O’Ryan y Doña Feliza Castillo y esta pista es la clave que nos  permitiría entroncar esta rama a la familia O’Ryan Guerra. Les explico a continuación:

Sobre la descendencia de Santiago Vincenti O’Ryan, he visto varias genealogías, donde se mencionan a varios de sus hijos, dentro de los más  estudiados y con sucesiones más extensas, están Don Santiago y su rama O’Ryan León, Don Juan José y su rama O’Ryan de los Ríos. Otras ramas menos estudiadas son las de José Santos quien tuvo descendencia en la rama O’Ryan González, Cayetano también con descendencia O’Ryan González y no cuento la de sus hijas,  ya que el apellido se pierde por esas ramas…

Pero por ningún lado de estas investigaciones  aparece mencionado algún Joaquín, sin embargo, indagando en los archivos de notarios de Illapel a raíz del estudio que hice para el post anterior, para mi sorpresa,  en una de las páginas, me encontré con este nuevo hijo, Joaquín…  en ese momento fue más relevante otro dato que me entregaba el documento y no le di la importancia que ameritaba tal descubrimiento para lo que estamos revisando ahora… cuando aparece como padre de Doña María!!!

Don Joaquín Vincenti O’Ryan, figura en un poder que le otorgaba su madre doña Marcelina Guerra, el 29 de diciembre de 1817, que en la ausencia de su marido, quien había sido recientemente desterrado por las tristes razones que ya vimos, le daba la facultad para poder vender unos sitios ubicados en Illapel.11) O sea, Joaquín se quedó en Illapel…

Extracto del poder notarial que Marcelina Guerra le da a su hijo.

Estas por ahora, son las únicas pistas que tenemos de este hijo el cual es muy probable que sea el padre de doña María y esta, a su vez madre de Don Vicente casado con Mercedes Stanhope, ascendientes directos de los O’Ryan de Illapel quienes según mi teoría llevan alrededor de 240 años en el lugar…

 

 

 

Notas

Notas
1 Registro Civil de Illapel, Registro de Defunciones de 1891, Registro N°15
2 Conservador de Bienes Raíces de Illapel, Año 1902, Volumen 85, Fojas 74 y 75
3 Registro Civil de Illapel, Registro de Matrimonios de 1890, Registro N°17
4 Registro Civil de Illapel, Registro de Matrimonios de 1892, Registro N°44
5 Registro Civil de Illapel, Registro de Matrimonios de 1897, Registro N°6
6 Registro Civil de Illapel, Registro de Defunciones de 1898, Registro N°55
7 Registro Civil de Illapel, Registro de Defunciones de 1901, Registro N°90
8 Registro Civil de Antofagasta, Registro de Defunciones de 1905, Registro N°1009
9 Registro Civil de Illapel, Registro de Nacimientos de 1886, Registro N°123
10 Registro Civil de Illapel, Registro de Nacimientos de 1888, Registro N°39
11 Notarios Illapel, Volumen 6, Varios Escribanos, Fojas 282v y 284